Personas de cristal

Existe una percepción de los diabéticos tipo I (como yo) a ser lo que se considera “personas de cristal”. Una persona de cristal es aquella que se rompe fácilmente, y esta definición viene de aquellos que sufren la enfermedad de los huesos de cristal.

Muchos diabéticos, por culpa de la sociedad, dejan de realizar actividades que les llenan como personas gracias a que la sociedad les ha influido este problema, que a nada se “rompen”. Y no, no es cierto.

Yo no suelo hablar mucho de mis experiencias personales, política o mis problemas, pero hoy, no se porque me ha dado por buscar vídeos de sitios a los que, algún día, me gustaría ir. Porque he estado en algunos sitios por el mundo (los que he podido con mi dinero y a las ofertas que he tenido la suerte de coger) bastante “complicados” para lo que se define actualmente como un diabético o lo que la sociedad te hace ver.

Si, he estado varias veces en África, he estado de safari, he ido a zonas desérticas, he visitado volcanes activos, he andado por zonas con temperatura polar por estar al norte… aunque aun me quede mucho por ver. Pero siempre he intentado superarme a mi mismo, como reto, para sentirme vivo. Y si, en todas ellas he ido con mi kit de diabético encima (insulina basal, insulina rápida y pastillas de metformina) sin ningún tipo de problema.

Ser diabético significa tener cuidado con la alimentación y el ejercicio. Es la base de estar bien. Saber comer. Esto es fundamental. Y aparte de esos, aunque muchos diabéticos no se lo crean, somos iguales que cualquiera.

Puedes escalar montañas, puedes hacer submarinismo, puedes tirarte en paracaídas (o hacer parapente), puedes correr una maratón, puedes ir en bici a trabajar, puedes manejar maquinaria pesada, puedes ser piloto de formula 1, puedes conducir una moto, un coche, un avión o lo que quieras. Eres igual que el resto.

No permitas que nadie ni nada no te deje hacer lo que tu quieres en la vida. No te quedes en tu país viviendo si no es lo que quieres. Tu marcas tu diferencia.

Y si, como yo, si os gusta viajar (a mi al principio no me gustaba por ese miedo hasta que lo hice para ver que podía sin problemas) visitad el mundo porque hay mucho que ver y aprender del resto. Revisad los sitios más raros e id a ellos, ¿por que no?.

No sois personas de cristal y quien lo crea o te lo haga saber esta siendo negativo para ti.

Commentarios