Nebulosa del renacuajo IC 410

Antiguamente (y aun por mucha gente) se ha pensado que el universo era algo estático, algo que no cambiaba. Las estrellas han estado allí siempre y siempre han sido las mismas en la misma posición. Esto es algo que no podría ser mas erróneo, el universo es un ente cambiante.

La naturaleza esta en continuo movimiento. Mirándola desde un punto de vista físico es un sistema en continua evolución y mirándola un poco más de cerca, es un sistema llena de diferentes potenciales que, por el mínimo de energía, intentan igualarse.

En la imagen tenemos un ejemplo, la nebulosa del renacuajo a unos 12 mil años luz de aquí (no muy lejos, pero tampoco muy cerca) en la constelación de la Osa Mayor (para que os ubiquéis). No es visible a simple vista y la imagen que os pongo esta coloreada.

Lo que vemos es polvo estelar muy condensado arrastrado por los vientos solares y unido por la gravedad del propio polvo dejándonos un lugar de nacimiento de estrellas. Es lo que se llama un criadero de estrellas donde, en unos miles de millones de años tendremos nuevas compañeras.

De hecho, es un lugar joven ya que se le estima alrededor de 4.5 millones de años (vamos, su edad), similar a la actual edad de nuestra estrella (que esta en sus media edad) pero que es algo muy joven para la formación de estrellas. La gravedad es lenta, pero nunca para.

El color naranja de la imagen es elegido por la concentración de hidrógeno y es de unos 100 años luz de radio, lo que nos indica la gran cantidad de material que tenemos.

Commentarios